Ahorra con tu césped artificial

Es el momento de tomar decisiones y lo primero siempre es mirar la cartera. Es una realidad que en los tiempos que corren lo que más nos preocupa es el precio de las cosas, si podemos ahorrar algo y los gastos que pueden aparecer después. El tema calidad-precio cada vez es más estudiado, son pocos los productos que nos ofertan esto de verdad sin intentar engañarnos y/o darnos cuenta tarde que fue una mala inversión.

Es por esto que hoy en el blog os queremos hablar del césped artificial y su ahorro. Si ya has estado estudiando, comparando y mirando este producto hay ciertas características que debes saber.

Haz una inversión a medio plazo de la que no te arrepentirás

Cabe recordar que el césped artificial es un producto hecho de fibras sintéticas, a diferencia del césped natural este requiere mucho menos mantenimiento. No es necesario regarlo cada día, ni cada dos ya que no lo necesita para crecer, simplemente se debe regar de vez en cuando para su limpieza. Así que se ahorra mucha agua.

El gasto de poner césped natural a césped artificial será menor el primer año, pero a partir del segundo el césped natural augmentará muchísimo en gastos de agua, maquinaria, abonos, riego automático y demás. Por otro lado, el césped artificial no requiere productos químicos a diferencia del césped natural que necesita pesticidas y herbicidas para eliminar plagas, así que otro gasto que podrías tachar de la lista. Además del ahorro económico también supone un alto ahorro en tiempo ya que no tenemos ni que regar, cortar, abonar, utilizar los pesticidas y herbicidas, etc.

También supone un gran ahorro por no tener que contratar una empresa que te vaya a hacer el mantenimiento cada poco tiempo, el césped artificial es muy fácil de cuidar. Como hemos dicho ahorrar en maquinaria, pero también ahorrar en su mantenimiento, tener que arreglar un cortacésped no es nada económico.

Para finalizar hagamos un recuento, ahorras en agua, empresas de jardinería, pesticidas, herbicidas, fertilizantes, abonos, maquinaria, riego automático, mantenimiento de la maquinaria e instalaciones. Y sin olvidar el tiempo que no es económico, pero tiene muchísimo valor para una mejor calidad de vida. Sin olvidar que el césped artificial luce todo el año haga frio o calor, su estado siempre será el mismo.

Si estabas dudando ya sabes que es una buena inversión, pero si todavía te quedan dudas no dudes en contactar. En Àrea Verda no tenemos problemas en asesorarte y recomendarte la mejor opción personalizada para ti. También recuerda que nuestro césped artificial cuenta con una garantía de 8 años que en parte es otra forma de economizar.