Escoger el mejor tono de césped artificial

Cada vez somos más las personas que queremos renovar nuestra terraza o satisfacer las necesidades de nuestro jardín revistiéndolo con césped artificial. De esta forma, en la nueva entrada de hoy, hablaremos sobre las diferencias que existen entre los distintos tonos de este producto, y cual debemos escoger para nuestra vivienda de Barcelona.

En el mercado, podemos encontrar una gran variedad de este producto, cada uno de los modelos dispone de unas características y prestaciones distintas. Por lo tanto, es importante que nos informemos bien antes de decantarnos por un modelo en concreto. Entre las variantes de este elemento, podemos encontrar algunos con las briznas de hierba más altas o bajas, así como una gran gama de tonos muy distintos.

Por otra parte, cabe destacar, que muchas personas creen que el color del césped artificial no importa porque se degrada con el paso del tiempo, pero no es cierto. Actualmente, este producto se ha perfeccionado hasta ser realmente duradero y resistente frente a los rayos del sol.

En muchos casos, también podemos asociar el color con la temperatura, es decir, creemos que cuanto más oscuro sea, más atrapará el calor, pero en realidad todos los céspedes se comportan igual frente a este elemento, por lo que es un factor que no debemos tener en cuenta.

Diferentes tonos de césped artificial en Barcelona

Si somos realistas, el tono o color del césped artificial no tienen nada que ver con su calidad o uso, por este motivo, es importante prestar atención a otros factores antes de centrarnos en escoger un color. Esta gran variación de color es debida a que, en la naturaleza, la hierba puede ser de tonos muy distintos, y dado que este material la imita, podemos encontrar en el mercado un amplio abanico de verdes donde escoger.

Para escoger el tono de nuestro césped artificial debemos tener en cuenta, en primer lugar, nuestros gustos, y en segundo, la estética de nuestra vivienda de Barcelona, ya que este elemento será muy visible y determinará el diseño final de nuestro jardín.

Entre los distintos estilos para nuestro jardín, podemos encontrar gamas monocromáticas y otras más rompedoras. Si lo que queremos es que el césped sea un elemento más de todo el conjunto, pero no resalte en exceso, debemos optar por un césped artificial más neutro que tenga briznas de distintos colores de verde. Por otro lado, si queremos contrastar, podemos ponerlo más claro y dará a nuestra terraza de Barcelona una luminosidad que la hará parecer mucho más grande.

Para aquellas personas que seamos mucho más arriesgadas, podemos comprar dos tonos distintos de césped y unirlos creando todo tipo de figuras o franjas. Esta decoración dará a nuestra vivienda de Barcelona un aire mucho más alegre y divertido. Si además lo combinamos con tonos llamativos y muebles de exterior, crearemos nuestro jardín ideal.